viernes, 8 de enero de 2010

Mensajes canalizados por Olga Calduch Meseguer


“ SUMERGETE EN TUS NUEVE CUEVAS ”

Un nuevo amanecer me emociona, me despierta, estoy conmovida de estar viva. ¡Que suerte,

que valor, que alegría respirar!.

Me voy y me miro al espejo; y veo un gran entramado celular y bien acoplado, son mis cabellos. Cabellos conectados a dispositivos intradérmicos y energéticos, ¿ pero energéticos, con quien?, con todas las Galaxias. Centros energéticos conectados, para reconectar verdaderas obras de arte. Si no tuviera pelo, los puntos energéticos quedarían y quedan igual.

Y me atrevo a continuar intuyendo, me atrevo a saber discernir que esas grandes puertas, esos grandes túneles a lugares desconocidos, “son mis ojos”. Mis ojos me transportan, me fascina el hecho de que continúo mirándome y no veo fin. Porque también mis ojos, esos dos grandes portales de los túneles del no tiempo, me dicen “que todo es posible”.Y see reconectan, no con mi Alma, si no, con Almas de Galaxias. Y mis ojos, en mi iris, veo plasmado muchos planetas, que viven y vibran más cerca o más lejos de mí. Veo plasmado las frecuencias de los radares que emiten, y se quedan impregnadas con pequeñas, o pequeños puntos, y pequeñas señales que me explican, “donde va mi Espíritu por las noches”.

Continúo mirándome; y atentamente observo dos orificios simpáticos, por donde me lleno, por donde sucede el gran milagro, el gran momento “La Respiración”, respira…………

Ni se sabe, ¿que es, a parte del aire?,

¿cual es ese éter que inhalamos, que inhalas?,

¿de donde viene?,

¿quien se ha atrevido antes que tú a inhalarlo?,

¿será una flor?,

¿será quizás un hipopótamo?,

¿será un león?,

¿será un halcón?,

¿será un visitante de otro mundo?,

¿será mi mejor amigo? o ¿mi peor enemigo?,

y todo ello forma parte, “del viaje, por todos los circuitos energéticos de tu cuerpo”.

Estamos interconectados, quizás este éter que inspiramos, viene de un hermoso lugar, mágico, o quizás, de un lugar trágico, no se sabe. Pero, es muy importante, que cuando inspires, aprendas a guardar lo que más te interese, y aprendas a tirar lo que más quieres, “”para que ese éter tuyo, vaya impregnando, vaya dejando tu huella, por todos los Lares donde viaje, con plena y total libertad”

.

Sigo mirándome en el espejo; y estos orificios también laterales, son curiosos, son intrínsicos, son entrañables, mundos desconocidos. El sonido, el ruido, que “obra tan magnifica”, que dulzura que deleita mi Alma. Escucha ese sonido, “que solo es tuyo”. El sonido de” tu silencio” te hace viajar hacia uno de los lugares que más necesitas, que es la “reconexión con tu propio interior”, esos tambores que oirás, esos sonidos de la Tierra que escucharas, son “tu verdadera poesía”, si , si, “solo es tuya”.

Ese palpitar que te funde con “todo”, con todos los hermanos; seres humanos, animales, Dioses del Fuego, del Aíre, de la Tierra, del Agua, del Éter, “todos tienen Voz “. Aprende a escucharlos, a través de ahí, resonaran en los tímpanos de tu Alma, “sonidos que te harán despertar, para que puedas volar”.

Me quedo mirándome en el espejo un orificio bastante simpático, es mi boca.

Mi boca me ayuda a poder saborear todo lo que tenía vida. Todo lo que tiene vida forma parte de mí, para que todos mis órganos puedan darme la oportunidad de vivir, bostezos.

Solo a través de este gran momento, cuando como, puedo a través de estos grandes demoledores, que son los dientes, son como platinos, están ayudándome a recibir, están ayudándome a poder trasmutar una energía de un determinado tipo de vida, ¿en que?, en otra energía que se asimila en todo mi cuerpo.

La boca, ese orificio es “la gran llave”, que plasma, que impregna ese, día a día, que me ayuda a que todos los órganos se alimenten de otras vidas y otras energías.

Continúo mirándome en el espejo; y veo un orificio muy pequeño, el ombligo. Y a través del ombligo, mi cuerpo, mis otros cuerpos pueden viajar a otros lugares. A través del ombligo, yo me he perdido en otras dimensiones. A través del ombligo, me doy cuenta que también he formado parte de otro cuerpo, que me ha alimentado, El ombligo ahora, este pequeño orificio, me sirve porque respiran mis entrañas “de vida de la Tierra”.

Por el ombligo me doy cuenta que no estoy sola, a través de él, siento que cuando duermo otras energías me condensan, me protegen, y entran para darme sus frutos. Frutos que me cargan de energías de otros mundos, de Seres Alquímicos desde el Interior de la Tierra. Ese ADN que vibra en las entrañas de mí Ser, también se alimenta a través de mi ombligo.

Y continúo mirando mi cuerpo; y me queda el orificio que me une directamente al “Útero de la Tierra”, al “Útero de la Galaxia”. Y este orificio de mis órganos reproductivos, es un lugar que hay que cuidar, hay que querer. Ahí, toda la energía se desarrolla de una forma mágica, imperecedera, dando lugar a una reconexión con “La Cueva del Misterio de la Felicidad”, donde puede traspasarse al hilo de la locura, pero, esa Puerta de la Felicidad es una gran regalo, desde donde se puede acurrucar una vida, desde donde se puede conectar con los Universos enteros, porque el anclaje está permitido en todos sus términos. Este orificio es un “Lugar Sagrado”, donde el abuso puede ser, quizás, bastante nefasto para las mujeres.

Pero con sumo respeto,” La Madre, La Diosa”, nos brinda y nos ofrece la oportunidad, de poder ser nosotras “también Diosas”, y vosotros “también Dioses”.

Este ha sido un gran y agradable paseo por los orificios que me intercomunican con la vida de “”aquí y de allá””.


Si quieres leer mas mensajes de esta canalizadora entrar en :

www.doomha.es


FLOR DE LIZ SIMBOLO DE SANACION

SÍMBOLO DE SANACIÓN

NIÑO INTERIOR VIDEO

Loading...

La Nueva Rejilla de LUZ

La Nueva Rejilla de LUZ
La tierra Arco Iris

mandalas

Loading...

Videos de Merkaba Vehiculo de Luz

Loading...

Introduccion a la Meditacion con los Chakras

Loading...
Loading...